Zaragoza en blanco




14.2.05

Condiciones

donde empieza

El otro lado de la calle, la segunda opción, la alternativa, el quizá o el puede, todos los grises que soy capaz de recorrer.
La cara opuesta, la oculta, un espacio propio, infranqueable, compuesto por esas cosas que me avergüenza mostrar.
Salgo al balcón, y puedo girar la cabeza, aquí o allá. Como hoy mirando el otro lado de la calle.
Cierro los ojos, para también elegir. Y a veces veo solo lo que quiero ver.